PEPE MUJICA -EX PRESIDENTE URUGUAYO- EN UN PLENARIO CON TRABAJADORES Y TRABAJADORAS DE ARGENTINA "NO HAY BATALLA MÁS IMPORTANTE QUE MASIFICAR EL CONOCIMIENTO"

Compartir este artículo
more

El expresidente de Uruguay, José “Pepe” Mujica, participó este miércoles de un plenario de formación organizado por la Coordinación Nacional de Trabajadoras/es de la Industria (CNTI-CTAA)* y señaló que “no hay batalla más importante que masificar el conocimiento y el movimiento de trabajadores se tiene que meter en este asunto como una causa de liberación”.

La coordinación nacional que nuclea a los trabajadores industriales de la CTA-Autónoma recibió este miércoles al expresidente del Uruguay, José Mujica, para una jornada extraordinaria de formación.

Fueron más de 70 las y los representantes de la CNTI, del Frente Amplio en la Argentina, de la CTA de los Trabajadores, la CGT, del Movimiento Evita, Unidad Popular y el Frente Grande, y también del ámbito internacional como la Confederación Nacional de Metalúrgicos (CNM) de la CUT-Brasil y de la Unión Nacional de Trabajadores del Metal y Ramas Afines (UNTMRA) del PIT-CNT de Uruguay que participaron de este histórico encuentro*

“Para mí es un inmenso honor poder intercambiar con ustedes porque representan el meollo de los trabajadores argentinos, esa parte tan importante de nuestra patria, de este sueño federal”, arrancó el Pepe Mujica.

“Soy una especie de neo estoico y mi definición es la de Seneca: pobre es el que precisa mucho. Hago esta advertencia por lo siguiente: Hay que preguntarse a qué venimos a la vida, nacer es un milagro, ¿venimos a sufrir, a una vida que se nos escapa o el hombre debe luchar por la felicidad? El objetivo del hombre es la lucha por la felicidad porque estamos metidos en una cultura donde todo es crecimiento u acumulación y el mercado nos tiene atrapados. Hay multitudes que no han encontrado la felicidad, ese es el desafío civilizatorio”.

Mujica alertó sobre la injusta distribución de la riqueza y la situación medioambiental: “El 1% tiene el 80% de la riqueza, 80 empresas transnacionales superan a 80 repúblicas parlamentarias en su PIB. La transnacionalización de la economía termina liquidando hasta los boliches de barrio, los almacenes. Estamos metidos en ese baile, en esta globalización para la acumulación, no para multiplicar la libertad, el libre albedrio. Con ese telón de fondo tenemos que ubicar nuestras luchas, nuestros aliados y adversarios principales porque hay dos peligros, dos males: el crecimiento constante de la desigualdad, el crecimiento pavoroso de la concentración de la riqueza y pegado a esto el cambio climático. Caminamos hacia un holocausto ecológico. Un hombre común y corriente, una mujer normal puede producir al año entre 5 y 10 toneladas de carbono, pero un rico genera de 100 a 150 toneladas por la forma de vivir despilfarrando carbono por todas partes”.

Señaló que “el verdadero cambio es cultural, sino cambiamos la cabeza no cambia nada y es más difícil que un cambio material. Si queremos defender el planeta y la vida iniciemos una batalla cultural porque no se puede tolerar un mundo que vive en el despilfarro”. Y amplió: “O nos subimos al mundo desarrollado o la quedamos porque la distancia va aumentando, sino seremos eternamente dependiente de todas las tecnologías de punta”.

Para Mujica “los trabajadores del futuro vendrán de la enseñanza y la masificación del conocimiento. En el mundo que viene no hay piedad para los que no tienen conocimiento. Para ser un país mejor tenemos que ser un país desarrollado. No hay batalla más importante que masificar el conocimiento y el movimiento de trabajadores se tiene que meter en este asunto como una causa de liberación, no puede ser monopolio de los hijos de mama y papá, hay que socializar el conocimiento en el centro de nuestra masa para tener pueblos mejores. Hay que globalizar la cabeza, los compañeros sindicales deben saber que estamos ante un desafío cultural, y no me vengan que el sindicato no está para eso, que lucha por el salario y la estabilidad, el sindicato es una escuela del pueblo, es el abogado de los pobres, es responsable de ser un aguijón cultural para promover la cabeza de su clase”.

Sobre las revueltas que estallaron en los últimos tiempos dijo: “Está apareciendo una protesta social inorgánica, una tendencia a la democracia de las calles que no acepta la idea de representación de las viejas formas de organización, tenemos que percibir eso y no podemos darle la espalda, es un movimiento masivamente de gente joven, hay un brutal disconformismo. Sino entendemos lo que pase en Chile, Colombia, con los Chalecos Amarillos, con insurgencias no tradicionales y cada vez serán más y estarán más presentes. No hay que darle la espalda porque pueden quedar a merced de los populismos de derecha, que son los peores”.

Sobre nuestra región aseveró: “Los latinoamericanos estamos metidos en un conjunto de repúblicas, hicimos varios países pero nos falta construir la patria. O nos integramos para defendernos o construimos un alero que nos proteja o somos boleta y quedaremos dependientes, y tenemos que ir a una interdependencia inteligente porque si estamos atomizados van a venir los atorrantes”.

Mujica habló sobre la necesidad de “estados que tengan recursos y voluntad política” y llamó a “gastar un cacho de nuestra vida para los que vienen, por un mundo mejor que nos obligue a luchar, esa es la cultura proletaria, es el sueño de una comunidad más igualitaria”.

Por último, agradeció a la CNTI la invitación con “un abrazo simbólico desde la otra orilla y sigan luchando”.

El coordinador nacional de la CNTI y secretario de Relaciones Internacionales de la CTA-Autónoma, Adolfo Aguirre, agradeció “la sabiduría y liderazgo” de Mujica porque “estamos en una búsqueda para acertar las políticas en esta etapa, nos seguiremos encontrando en la lucha y la creación política”.

En tanto que Ricardo Peidro, secretario General de la CTA-A pidió “aprender de las palabras de Pepe, de su visión regional y de unidad para los pueblos”, mientras que el Adjunto de la Central, Hugo Godoy, expresó la “alegría de tenerte entre los trabajadores de la industria de la CTA-Autónoma en unidad con los movimientos sociales, la CGT y CTA-T, orgullosos del trabajo conjunto en pos de construir la patria grande de la que vos has sido una de los principales alentadores”.

También saludaron la presencia de Mujica, el secretario General de la Federación de Trabajadores de la Industria y Afines (FeTIA), Pedro Wasiejko; Alejandro Rusconi, secretario de Relaciones Internacionales del Movimiento Evita; Andrés Larisgoitía, director de Relaciones Internacionales de la CTA-T; y Guillermo Zuccotti de la CGT.

Destacó tambien la participación del secretario de Relaciones Internaiconales de la Confederación Nacional de Metalúrgicos (CNM) de la CUT-Brasil, Maicon Michel Vasconcelos da Silva, del representante de la Unión Nacional de Trabajadores del Metal y Ramas Afines (UNTMRA) del PIT-CNT de Uruguay, Eduardo Burgos, y de la cónsul de Uruguay en la Argentina durante los mandatos de Pepe Mujica y Tabaré Vázquez, Lilian Alfaro.

Hoy la CNTI contiene a más de 30.000 trabajadores y trabajadoras de los siguientes sectores: farmacéutico, curtiembre, industria azucarera, textil, tecnología, astilleros navales, siderurgia, talleres de fuerzas armadas, fabricaciones militares, minería, energía atómica, agua pesada, vidrio, buzos profesionales, vías navegables y telecomunicaciones, tanto en el sector privado como en el estatal.

Asimismo, la CNTI está afiliada internacionalmente a IndustriALL, la federación mundial del sector que representa a más de 50 millones de personas en 140 países.


Compartir este artículo
more

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *